El cacaocultor es lo primero

Spanish English French Italian Portuguese Russian
mailfedesitcacaofacebookf twitterf youtubef google plusf

BOLETÍN DE PRENSA

Primera temporada de lluvias afecta a los cacaocultores del país

  • Más de 1570 familias se han visto afectadas por la ola invernal.
  • 60 municipios cacaoteros han presentado afectaciones en los cultivos.

Publicado: 16/05/2019

A pesar de que la ola invernal de los primeros meses del año ha afectado de manera significativa las zonas productoras de cacao en el país, se presenta un incremento en la producción, pasando de 12.604 toneladas en el primer trimestre del 2018 a 13.283 en el mismo periodo del 2019.

De acuerdo a lo informado por la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres – UNGRD, la primera temporada de lluvias registradas en lo corrido del año ha dejado  111 eventos relacionados con el invierno en 85 municipios, registrando 34 deslizamientos y 32 inundaciones en todo el país.

Los departamentos de Antioquia, Caldas, Cauca Cundinamarca, Guaviare, Magdalena, Meta, Nariño, Santander, Tolima y Valle del Cauca, presentan mayores afectaciones, ya que más de 1570 familias cacaocultoras de 60 municipios se han visto afectados por inundaciones, deslizamientos, taponamientos y cierre de vías entre otros.

En los cultivos de cacao, el exceso de lluvias combinado con las bajas temperaturas en las noches afecta los flujos de floración, ocasionando caída de flores y aumento de daños por enfermedades como la Fitoptora o Monillia.

De acuerdo a lo informado por el  IDEAM, esta situación se acentuó en el mes de mayo, especialmente en los departamentos de la región andina, por lo que han recomendado que durante la transición entre la temporada seca y la de lluvias, las autoridades municipales y departamentales actualicen e implementen los respectivos planes de contingencia que permitan la protección de la vida y bienes de las comunidades en todo el país.

Por esta razón la Federación Nacional de Cacaoteros - FEDECACAO, recomienda a los cacaocultores colombianos mantener estricto manejo de las enfermedades que se puedan presentar por la humedad, principalmente la Moniliasis del cacao, cuyo control se basa en las prácticas agronómicas como el “RESE” (remoción semanal de frutos enfermos), además de mantener bien podados los árboles, limpiar constantemente los drenajes y desagües, controlar la maleza y realizar la cosecha de los frutos maduros a tiempo.

Aunque la ola invernal ha sido inclemente en todos los rincones del país, el arduo trabajo de los cacaocultores de Colombia y el constante acompañamiento de la Federación Nacional de Cacaoteros, se ve reflejado en el aumento de la productividad que presenta el primer trimestre del 2019, a pesar de las condiciones adversas descritas.